Un paseo por La Habana

Hemingway estuvo aquí empinando el codo. Sólo por eso ya deberíamos tener ganas de ir a La Habana. Pasamos las primeras 3 noches del viaje a Cuba aquí, más una última al final. Es una ciudad fantástica, que sorprende a cada paso, con gente fabulosa, amable, sonriente, con mucha música en la calle y en los locales, con mucha historia y realmente interesante, así que no merece menos de 3 noches. Para nosotros fue muy divertido, además, intentar movernos por la ciudad como los cubanos, andando o en bus público, o hacer laaargas colas para comer un helado en Coppelia o para comprar una tarjeta de Internet en ETECSA. Parece al principio que intenten poner las cosas muy difíciles a los turistas, peleando siempre porque paguen mucho más de lo que cuestan las cosas, pero al final, en La Habana, comprobamos que no todo es tan difícil como parece. Y también hicimos turistadas, por supuesto 🙂

P1080022

Calle Teniente Rey, Habana Vieja


Cómo ir del aeropuerto a la ciudad

La llegada a La Habana impacta bastante (sobretodo si llegas a la terminal 2, donde llega Allitalia, una terminal de…otra época). Decenas de taxistas te esperan a la salida ofreciéndose a llevarnos. Dentro de la terminal deberemos haber cambiado algo de dinero por CUC, los pesos convertibles en que pagan los turistas en Cuba, y si podemos, algún CUP, pesos cubanos, que irán bien para el transporte público en la capital. No llegan a la terminal 2 los taxis colectivos ni el autobús, así que si no hemos pactado la recogida con el alojamiento al que nos dirigimos la opción que nos queda son los taxis oficiales (amarillos), que cuestan entre 20-25 CUC, según a qué zona vayamos de La Habana. Hay que pactar el precio antes con el taxista, y no tendremos mucho margen que negociar aquí. Hay carteles que indican que el precio son 25 CUC al centro de la ciudad, así que no se dejen timar.

Más sobre las monedas de Cuba en el post Antes de ir a Cuba es bueno saber que…

P1070045

Coche de Penelope Glamour en Habana Vieja

En la terminal internacional moderna, la terminal 3, según he leído sí hay un autobús urbano, pero se paga en CUP (0,5 o 1). Si la casa de cambio no nos proporciona esta moneda podemos intentar conseguir que algún cubano nos haga el favor (recordemos, 1 CUC=25 CUP). Con su amabilidad no creo que sea una tarea difícil. El bus se dirige a Boyeros, donde se puede tomar otro para ir a La Habana. Esta opción nos costaría menos de 10 céntimos de euro, pero si llevamos equipaje voluminoso y viendo cómo van los urbanos en La Habana, quizá no sea la opción más recomendable ni rápida.

La última opción es el alquiler de coche. No tienen en Cuba un parque extenso de autos, así que habrá que llevarlo reservado con antelación. El coche, como explico en el post Antes de ir a Cuba es bueno saber que…, es un medio muy caro en este país. Si nos lo podemos permitir es fantástico para conocer la isla, aunque para la capital no es necesario en absoluto. Cuidado con la conducción nocturna (mejor evitarla).

P1070091

Museo de la Revolución


Alojamiento

En La Habana destacan tres grandes distritos: Habana Vieja, Centro Habana y Vedado. Los tres con muchos puntos de interés, si bien es cierto que Habana Vieja es el que suscita mayor interés turístico a priori. Evidentemente siempre dependerá de gustos y del tipo de viaje que estemos haciendo, pero ni Centro Habana ni Habana Vieja nos parecieron buenas opciones para alojarnos, sobretodo después de comprobar lo bien que estábamos en Vedado. Sin duda, después de haber pateado la ciudad de arriba a abajo, es el barrio que recomendaría para alojarnos. Está estructurado a modo de cuadrícula, con lo que es fácil orientarse, y es muy extenso, así que dependiendo de qué zona de Vedado escojamos, será más rápido o menos llegar a Habana Vieja o a otros puntos. Nosotros nos alojamos las dos veces cerca del Coppelia, una zona tranquila, residencial, llena de restaurantes, cerca de varios puntos de interés como el Hotel Nacional, e incluso llegamos a ir andando a la Habana Vieja el primer día.

P1070038

El primer alojamiento lo llevábamos reservado por Internet. Concretamente por Airbnb. Sí, también ha llegado a Cuba esta plataforma, donde se anuncian casas particulares, las mismas que puedes encontrar por todo el país. Hay otras webs donde se anuncian casas, pero no están demasiado desarrolladas. Pero ojo, porque comprobamos (almenos hasta noviembre de 2017) que una vez en Cuba la aplicación está capada, es decir, que no nos deja reservar alojamientos desde allí. Así que sólo pudimos usarlo para el primer alojamiento.

Si todavía no habéis usado Airbnb, haciéndolo desde este enlace os ahorraréis 25€, y no hace falta que sea en Cuba, vale para cualquier sitio del mundo: www.airbnb.es/c/asola

Si reserváis a través de Booking.com, os ahorraréis 15€ entrando desde este enlace: www.booking.com/s/21_6/5f29e6f7  y de paso yo también recibo 15€ 🙂 (win-win).

P1080033

Habana Vieja

Las primeras tres noches nos alojamos en Vedado por 10 CUC la noche para dos personas (!!!), más 3 CUC/persona de desayuno cada día. 16 CUC diarios es un precio imbatible (no hay casi nada por menos de 20-25). Era una casa grande pero cutre, donde fallaban cosas como el agua caliente. El desayuno normal, sin variación. Pero estuvimos muy a gusto, primero porque por ese precio no puedes pedir más, y después porque la chica, Tania, era un personaje: divertida, cariñosa, quejica y amable a partes iguales. Un anecdotario con patas y un pozo de sabiduría popular!

La última noche del viaje la pasamos también en Vedado, en una casa colonial preciosa, que lleva Enma, una mujer encantadora, que nos dejó la noche por 30 CUC con desayuno (uno de los mejores desayunos del viaje) y también nos ofreció una espectacular cena por 15 CUC los dos. Además nos dio conversación, nos resolvió dudas, nos prestó unos CUP’s, nos ofreció transporte al aeropuerto, nos presentó a su loro Lola…Muy recomendable. Aquí va el sitio donde se anuncia, aunque viéndolo en estas fotos no le hace para nada justicia: http://placecuba.com/casas/view/11

Más sobre alojamiento en Cuba en el post Antes de ir a Cuba es bueno saber que…

P1080015

¡Hola Lola!


Moverse por La Habana

Los taxis colectivos son una mejor opción que los oficiales amarillos, porque son mucho más económicos. Suelen ser coches antiguos, de los 50, destartalados, o Lada rusos de los 70. Pueden pararse en cualquier sitio, pero en ciertas zonas tienen paradas, como por ejemplo delante del Coppelia. Allí paran para llevar a cubanos, que llenan los coches para que salga a cuenta el viaje. A nosotros, por mucho que intentemos poner acento cubano, nos cobrarán en CUC, es decir, mucho más que a ellos. De nuevo, hay que pactar. Un trayecto desde el Capitolio al Coppelia en Vedado se puede hacer por 2 o 3 CUC (1,6€-2,4€), lo cual sale mucho más barato que un taxi.

Hay también “taxis ruteros”, que son miniautobuses de color amarillo que hacen siempre la misma ruta. Lo usan los cubanos, pero nosotros también podemos, si tenemos CUP, porque cuestan 5 CUP por persona (0,15€).

El autobús urbano es la opción para movernos más económica después de la de caminar. Tendremos que preguntar qué línea coger, porque la mayoría de paradas no disponen de ninguna información. Los autobuses suelen ir a tope, tanto que la gente entra como puede y pagan al conductor al bajar. Cuestan 0,50 CUP (2 céntimos de euro). Sólo aceptan moneda nacional. Y un poco de vista, que no queda muy bien sacar ahí en medio la cartera llena de CUC’s. A nosotros nos hablaban en todos los viajes, puesto que no es habitual que los turistas suban a los buses. Y podemos constatar que no hay un solo cubano que no tenga familiares en España, jeje.

P1070082


Qué hacer en La Habana

Marcarnos en Google Maps diferentes sitios a los que queremos ir puede venirnos muy bien, puesto que no vamos a tener fácil conectarnos a Internet en Cuba, sólo en sitios específicos como parques o grandes hoteles, como explico en el post Antes de ir a Cuba es bueno saber que….

Habana Vieja y Centro

Una de las cosas más interesantes que hicimos fue un Free Tour (freetourhavana.com) por la zona histórica de la ciudad. Lo empezamos en el Parque Central, delante del Gran Teatro Alicia Alonso. Es una muy buena manera de conocer la ciudad y su historia, y también el estilo de vida de los cubanos de la mano de uno de ellos. Al final le pagas según tu satisfacción y listos. Nosotros repetimos al día siguiente. El primer día hicimos la Habana Vieja y el segundo fuimos a la Fortaleza de San Carlos de la Cabaña y la lanchita.

P1070059

Plaza de la Catedral

En La Habana Vieja simplemente andar, recorrer sus calles, sus plazas (Plaza Vieja, Plaza de la Catedral, Plaza de Armas y Plaza de San Francisco de Asís). Aquí también podremos descubrir el Castillo de la Real Fuerza, el Museo de la Revolución, el Mercado artesanal al lado de la bahía, la calle Obispo, etc. Por no hablar del sinfín de restaurantes y locales para tomarse algo, casi siempre con música, incluyendo los megaturísticos y caros (sólo hay guiris) Bodeguita del Medio y Floridita, donde hay una estatua de Hemingway haciendo lo que se le daba mejor, empinar el codo. Mejor el Chanchullero, muy cerca, y más barato.

P1080035

Hemingway y su daiquiri en el Floridita

Hemingway fue famoso por 5 cosas: por ganar el Nobel de Literatura, por apuntarse a todas las guerras que podía, por comprarse casas en el Caribe, por cambiar de mujer más que de chaqueta y por pimplar daiquiris de tres en tres en el Floridita de la Habana.

Apunto que podemos encontrar cuba-libres y daiquiris por 1 o 2 CUC en toda Cuba mientras en sitios turísticos como Floridita no bajarán de 6.

A la entrada de la Habana Vieja, cerca del Parque Central, encontraremos el Capitolio, la Fábrica de Tabacos Partagás o el Gran Teatro Alicia Alonso. En ese mismo sitio, en el Parque Central, decenas de coches de los años 50 y la posibilidad de dar un paseo por la ciudad en ellos por 50 CUC la hora…o 40…o 30…o 20…Si andamos hacia Habana Centro nos toparemos con unos cuantos edificios al borde del derrumbamiento y también la gran puerta de entrada a Chinatown. Merece la pena un paseo (diurno, eso sí). Y al norte encontraremos el Malecón, que recorre toda la costa hasta Vedado.

En el Malecón encontraremos un paseo entre el mar y la carretera llena de coches y humo, y centenares de condones usados en el suelo. Con un poco de suerte, también observaremos a pescadores que dejan sus recién pescados peces en pequeños surcos de agua en el suelo, donde conviven en sus últimos minutos de vida con esos mismos condones. Una maravilla pensar en pedir luego pescado en el restaurante.

Y al otro lado de la bahía, el Castillo de los Tres Reyes del Morro y la Fortaleza de San Carlos de la Cabaña, donde se celebra cada noche a las 9 la ceremonia del cañonazo, que supongo que será una preciosa turistada sin más.

P1070034

Chinatown, Centro Habana

Vedado

Vedado es otro tipo de barrio, más residencial, con edificios y hoteles mastodónticos, con muchos restaurantes y también con locales nocturnos donde escuchar jazz o tomar copas.

  • Hotel Nacional de Cuba: un hotel precioso que vale la pena visitar por dentro. Aquí se reunieron en los 40 los capos de las 5 familias de la mafia de Nueva York. También se alojaron los Rolling Stones con motivo de su concierto en 2016.
  • Hotel Habana Libre: antes Habana Hilton, fue construido durante la dictadura de Batista y usado al final de la Revolución por Fidel Castro como cuartel general. Es un pedazo de bicho, feo por fuera, bonito por dentro.
  • Edificio FOCSA: otro mastodonte, un edificio descomunal que impacta. Justo debajo hay una oficina de ETECSA donde se pueden comprar tarjetas para conectarse a Internet, previa cola.
  • Hotel Capri: cerca del Hotel Nacional. No es de especial interés, pero aquí hay una oficina de autobuses Cubanacan, lo explico un poco más abajo.
  • Avenida 23: es todo un paseo lleno de edificios singulares.
  • Plaza Revolución: un poco más apartada, cerca del Cementerio Colón, esta plaza con un monumento a José Martí con un mirador, y las imágenes icónicas del Che Guevara y Camilo Cienfuegos.
  • Coppelia: heladería mítica. Hay una entrada para turistas que va directamente al edificio y pagan en CUC. Hay otra cola de cubanos, que es la que hicimos nosotros (más de una hora) para tomarse los helados que quieras en una terraza y pagar en CUP. En este caso, como ejemplo, 7 bolas de helado cuestan 12 CUP (0,40€).
P1070008

Hotel Nacional

Vedado es el barrio idóneo para salir por la noche, para escuchar jazz, encontrar cines, teatros, etc.

  • La Zorra y el Cuervo: cerca del Hotel Nacional está este mítico local, pequeñito, donde podemos disfrutar de auténtico jazz cubano cada noche. La entrada cuesta unos 10 CUC con consumición. Hay muchos más, como el Jazz Café, pero no fuimos.
  • Fábrica de Arte Cubano: al parecer, uno de los mejores ambientes de la noche cubana, en la 26 con la 11 en Vedado. Abierto solo de jueves a domingo. No pudimos ir por la no coincidencia de días. La entrada cuesta unos 2 CUC.
  • Submarino Amarillo: estaba cerrado cuando fuimos. Se supone que ponen Beatles y rock. Al lado del parque Lennon.
P1070078

Camilo Cienfuegos en la Plaza Revolución. “Vas bien Fidel”. El superconsejo del siglo.


Autobuses para salir de La Habana

Para irnos de la Habana, si no tenemos coche alquilado, lo mejor es coger un autobús hacia el siguiente destino. Existen las paradas de camiones, los colectivos o los autobuses nacionales, opciones que pueden servir a mochileros sin prisas y con presupuestos ajustados. Para la mayoría de turistas las mejores opciones serán Viazul y Cubanacan, dos compañías con las que pueden ir casi a cualquier parte de Cuba desde la Habana. Eso sí, hay que acudir a sus oficinas uno o mejor dos días antes de la salida, porque se terminan los billetes.

  • Viazul: sí, la estación de autobuses para guiris también es un monumento para algunos. Está muy apartada, en Nuevo Vedado, en la 26 con el Zoológico y hay que ir en taxi. Pero nuestra opción no fue ésta sino la siguiente.
  • Cubanacan: empresa de autobuses interurbanos con destinos a toda Cuba. Opción muy interesante porque nos evita tener que desplazarnos hasta la parada de Viazul, ya que los autobuses pasan por los diferentes hoteles de la ciudad a recoger a los pasajeros. Nosotros compramos los billetes en la oficina del Hotel Capri con dos días de antelación. Hay oficinas en varios hoteles de La Habana, hay que preguntar. El bus, aunque tarde, acaba pasando y son bastante cómodos. Es un pelín más caro que Viazul.

P1070070

 


Aquí va un mapa con cosas interesantes de La Habana marcadas:


 

Para más cosas sobre Cuba mis otros posts:

Cuba x Libre

Antes de ir a Cuba es bueno saber que…

Viñales y Cayo Jutías

Playa Larga y Bahía Cochinos

 

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s